Soy Penumbro

Entreabriendo el closet

Solo de ti

Luego de mi fugaz pero intensa experiencia de rozar con el amor (o almenos con el deseo de otro), cada cosa significativa que hago no deja de teñirse de la misma búsqueda. Siento que arranco el año sediento de encuentros que me hagan latir, vibrar y vivir la vida de verdad.
Es cierto, el amor, tiene múltiples formas. La familia y los amigos, vividos con potencia, son la forma más doméstica que tenemos de sentirlo. Pero es evidente que el amor de pareja, el amor excluyente de dos, sea el más codiciado de todos. Es que al ser tan pocos los involucrados, la intensidad es mayor y el sentimento no se diluye. Encontrar un compañero de camino y caminar juntos, creciendo en cada paso, es la real ilusión más linda de la vida. Soy algo iluso, lo sé. Agreguémosle a todo lo anterior una buena dosis de sexo… Que de eso también viene la cosa.

He pasado mucho tiempo solo, adormecido por la rutina, con la necesidad de estar con otro algo sedada. Y es que caer en la cuenta de eso, nos contacta con el vacío y corremos el riesgo de sufrir al asumir nuestra soledad. Nos podemos pasar la vida evitando esta experiencia, escondidos detrás de la hipótesis de que no seremos capaces de reconocernos con ese vacío.

Pero el vacío está aunque uno no lo asuma y uno lo llena de recetas inadecuadas.
Experiencias excitantes, relaciones pasajeras y superficiales, sexo despersonalizado, consumo, la búsqueda frenética del éxito profesional… No juzgo a los que entran en esa dinámica, ya que me hago cargo en que suelo caer en eso y es la mejor forma que también yo he encontrado de pasar el rato.

Uno toca fondo cuando encuentra a alguien digno de amar (y desear) y en ese mismo instante uno se reconoce necesitado del amor (y del deseo por uno) de ese otro. Uno puede vivir la vida solo, pero uno contacta con eso de verdad cuando esa soledad es de alguien en particular con nombre y apellido, cuando uno puede decir “estoy solo de ti”.

Solo asumiendo el vacío de amor tendremos la necesidad de llenarlo. Nos brinda la posibilidad de arrancar desde nuestro interior el deseo de alcanzarlo y seguirlo buscando.

 

EXTRA: First day of my life

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Information

This entry was posted on January 7, 2013 by .
%d bloggers like this: